EnglishEspañol

La importancia de los contratos bien redactados para su negocio

Un contrato mal redactado crea ambigüedad, confusión y malentendidos, comuníquese con nuestros abogados para que lo ayuden a obtener contratos bien redactados. ¡Llámenos hoy!

Todos conocen el valor de un contrato. Permite a las partes llegar a acuerdos mutuamente beneficiosos que facilitan la innovación, la creatividad y la expansión empresarial. Pero redactar un contrato es más fácil de decir que de hacer. Un laico podría redactar algo que parece un contrato, pero es lamentablemente deficiente. Incluso puede contener disposiciones que no sean ejecutables. Un contrato mal redactado crea ambigüedad, confusión y malentendidos que pueden descarrilar negocios y otros acuerdos. Si está en el negocio, necesita el abogados expertos en redacción de contratos de Rosenbaum & Taylor para conseguir contratos bien redactados.

Los contratos detallan los derechos y obligaciones de las partes en varios contextos diferentes. Estos son algunos de los tipos de contratos que puede utilizar su empresa:

  • Acuerdos de asociación, empresa conjunta y accionistas entre copropietarios de una empresa
  • Contratos de arrendamiento del espacio físico que su empresa desea ocupar
  • Contratos de trabajo que detallan los derechos y obligaciones de los empleados.
  • Contratos de compensación y desempeño de ejecutivos para la gestión de su empresa
  • Acuerdos de financiación con fines de préstamo o inversión.
  • Contratos de proveedores para garantizar una fuente confiable de suministros específicos para su empresa
  • Acuerdos de licencia para garantizar que la propiedad intelectual no sea robada o mal utilizada
  • Acuerdos de no competencia para evitar que los empleados lleven información sensible a otras empresas si se van
  • Acuerdos de no divulgación para evitar la divulgación de secretos comerciales y otra información confidencial

Casi todas las relaciones entre su empresa y otras, y entre entidades dentro de su empresa, deben tener un contrato. La mayoría de las personas se dan cuenta de esto, pero o no reducen los acuerdos a contratos o intentan redactar los suyos propios. Sin una comprensión de la ley de contratos de Nueva York, cualquiera de estos es riesgoso.

El objetivo de celebrar un contrato es aclarar las obligaciones de las partes al tiempo que les brinda protección legal. Para hacer eso, necesita un contrato personalizado para las necesidades exactas y la naturaleza de su negocio. Intentar calzar a su empresa en un contrato genérico no protegerá a su empresa e incluso podría aumentar el riesgo. Un buen contrato hace que los litigios sean menos probables al proporcionar derechos exigibles y recursos en caso de incumplimiento.

La redacción es un paso importante, pero la negociación de su contrato también es fundamental. Ya sea que usted o la otra parte redactaran inicialmente el contrato, los detalles deberán negociarse. Esto podría significar varias rondas de discusiones entre las partes. Si tiene éxito, el proceso dará lugar a revisiones y modificaciones al borrador original.

Durante el proceso de negociación, necesita un abogado con experiencia en redacción de contratos. Su abogado podrá explicarle las revisiones propuestas y las consecuencias que podrían tener para su negocio. Un abogado calificado también puede sugerir qué revisiones deben rechazarse o modificarse. A veces, para que las negociaciones sigan avanzando, puede sugerir alternativas aceptables a las otras partes. Además, las partes incluirán ocasionalmente disposiciones que no se pueden hacer cumplir por una razón u otra. Su abogado puede detectarlos y proponer soluciones para manejarlos.

Por lo general, negociar significa comprometerse. Todo el mundo, naturalmente, quiere que un contrato se cumpla al 100%, pero todos sabemos que eso no es realista. Un abogado experto en redacción de contratos comprende los valores y los resultados de su empresa. Pero su abogado también lo ayudará a evitar hacer demandas irrazonables que podrían destruir las negociaciones. Al final del proceso, el acuerdo comprometido en conjunto beneficiará y protegerá los intereses de su empresa.

Abogados experimentados en redacción de contratos en los que puede confiar

Las empresas necesitan contratos. Y si bien es tentador depender de contratos de formulario o simplemente hacer el borrador usted mismo, esto es peligroso. No hay forma de anticipar todas las posibles contingencias que puedan surgir. Y ningún contrato, por muy bien redactado que esté, puede garantizar que las partes no acaben algún día en los tribunales. Pero tener un abogado con experiencia en redacción de contratos en Nueva York proporciona una medida invaluable de seguridad y protección. Acuda a los abogados de Rosenbaum y Taylor. Podemos ayudarlo a redactar, revisar y negociar los contratos que su organización necesita. Llámenos hoy.

Otras lecturas ...

Obtén una consulta gratis